Para hablar de la alimentación ecológica y de los muchos beneficios que tiene su consumo para nuestra salud, debemos comenzar realizando una distinción entre conceptos considerados como muy similares.

No es difícil que el consumidor poco habituado a este tipo de alimentación confunda conceptos como biológico, orgánico o sostenible. Se estima que el 64 % no sabe definir con exactitud qué los diferencia. El 41 % de los encuestados acierta al creer que los productos ecológicos, como por ejemplo Rhodiola – Green V&M 02, son más naturales y 1 de cada 3 los percibe como más sanos y con mejor sabor, aunque también sean más caros.  Con relación a los alimentos, los consumidores habitualmente asocian este título a los huevos en primer término y a las frutas y verduras después.

La legislación española y de la Comunidad Europea donde se apoya, realiza un planteamiento muy similar entre lo ecológico (eco), lo biológico (bio), sostenible y orgánico, prácticamente como sinónimos. El denominador común es que todos designan productos de consumo alimenticio que no han sido plantados, cultivados ni tratados con ningún pesticida o producto químico de ningún tipo.

Los cultivos ecológicos han sido tratados con respeto a los ciclos exclusivos que pide la naturaleza de la propia planta, sin manipulación genética alguna, proporcionando además beneficios sostenibles al medio ambiente y a la comunidad agrícola y ganadera que los produce.

Por lo tanto, al consumir productos como Alcachofa – Green VIT&MIN 10, no solo estarás aportando salud a tu sistema digestivo, sino también al ecosistema natural y por tanto al planeta.

Para que finalmente consigamos distinguir entre estos tipos de alimentos con total claridad, vamos a tratar de definirlos uno a uno.

Alimentación ecológica

Para dar una definición sencilla y práctica, podemos decir que los alimentos ecológicos son aquellos que desarrollan todas sus etapas de crecimiento y producción tal y como la realizan en un ambiente natural, es decir, sin intervención artificial alguna. Un ejemplo es la salsa de soja Tamari  – Bio de Naturgreen que puedes adquirir en nuestra tienda online.

Entran dentro de esta distinción aquellos alimentos que partan de una semilla ecológica, a la que posteriormente, para que germine y crezca hasta el momento de ser recolectada, solo se le haya proporcionado tierra y agua descontaminada y se hayan aprovechado las condiciones naturales del entorno donde se cultiva para el desarrollo, como puede ser el clima. En este tipo de cultivos, queda terminantemente prohibido el uso de fertilizantes o pesticidas químicos.

Así mismo, en el ámbito de la ganadería, se deberá respetar la crianza de los animales en zonas libres de contaminación, alimentarlas con productos ecológicos, y jamás introducir en sus cuerpos ningún tipo de hormonas de crecimiento o antibióticos.

La alimentación ecológica incluye por defecto los siguientes términos;

Alimentación biológica

En este caso, la diferencia fundamental se encuentra en la prohibición absoluta de que el producto contenga algún componente que haya podido sufrir alguna alteración genética. Es decir, dentro de esta etiqueta pondríamos cualquier producto sobre el que no se hayan realizado intervenciones de laboratorio para conseguir el resultado final, cosa que desgraciadamente es bastante común, por ejemplo, en huevos, frutas o verduras, para lograr mejor color, volumen o duración.

Un buen ejemplo de este tipo de alimentación se encuentra en Holokrill Omega 3 un suplemento natural a base de aceite de krill,

Alimentación orgánica

Para pertenecer al grupo de la alimentación orgánica y diferenciarla claramente de la alimentación ecológica, basta saber que en este caso se limita a la seguridad de que no se le ha aplicado ninguna intervención química al alimento para desarrollar un producto considerado óptimo.

Puede confundirse con conceptos de la alimentación biológica, pues para estos alimentos tampoco se han utilizado pesticidas, fertilizantes y otras sustancias parecidas. La diferencia es que estos sí que pueden estar elaborados con algún componente que haya sufrido manipulación genética.

Ejemplo de este tipo de alimentación la encontramos en a mezcla de sal marina sin refinar, con plantas aromáticas y hortalizas recién recolectadas Herbamare Original

Alimentación sostenible

Este término es bastante menos restrictivo, relaciona por un lado el respeto al medio ambiente y por otro el económico.

Hay que saber que se basa como principio el respeto al medio ambiente, pero la alimentación sostenible tiene su fundamento primordial en el bienestar de las personas. En este sentido, es más importante que los productores consigan beneficios que el producto final, aunque este sea ecológico al 100 %.

Principales razones para pasar a una alimentación ecológica

Este tipo de alimentación, como hemos indicado, está libre de pesticidas, por lo que alejamos de nuestro organismo la posibilidad de contraer ciertas enfermedades y patologías, como el cáncer, las alergias y el asma, entre otras muchas, y que se encuentran directamente relacionadas con los efectos de estos productos químicos.

Como tampoco contienen organismos modificados genéticamente (OGM), evitamos las más que posibles consecuencias negativas que estas acciones tienen para el medioambiente y para la salud. Así mismo, tampoco tienen antibióticos para tratar a los animales de granja, por lo que la salud de las personas no se verá afectada en este sentido.

Es el tipo de producción agrícola que más respeta los ciclos naturales de la naturaleza, los entornos medioambientales y el bienestar animal, así mismo previene el efecto invernadero, no genera residuos tóxicos y también ahorra energía.

En cuanto a la calidad en origen, no hay por qué preocuparse, puesto que todos los agentes que intervienen o participan de algún modo en la cadena de producción agroalimentaria ecológica deben someterse al control y a la inspección de sus materias primas.

Los productos que se enmarcan dentro de la alimentación ecológica saben mucho mejor y sus colores y su aspecto visual es más hermoso y verdadero. Para muestra, la bolsita de pera, plátano y kiwi o la bolsita de manzana, pera y plátano de Hipp, donde vas a poder saborear frutas 100 % ecológicas. Son productos elaborados de forma artesanal y con mucho mimo para conservar los sabores originales, a los que no hacen falta añadirle absolutamente nada.

No hay mejor forma de mantener una alimentación saludable que con alimentos ecológicos que son sinónimo de calidad, variedad, balance, moderación, sabor y mucho color en el plato, cualidades que hacen que disfrutemos más de nuestras comidas, sobre todo para los niños, que con productos como las letras y números de arroz integral ecológico estarán alimentándose de la mejor manera posible mientras aprenden y se divierten.

Conviene recordar que en Centro Natural solo se ofrecen productos de alimentación ecológica con calidad certificada. De este modo, los consumidores tienen la absoluta garantía de que los alimentos naturales que compran son realmente ecológicos y saludables, y además al mejor precio posible.

La ingesta de los alimentos ecológicos proporciona un aporte nutricional más completo y equilibrado que los tradicionales y sus efectos en el organismo siempre serán muy positivos.

Y es que, por regla general, los productos dentro de la etiqueta alimentación ecológica, contienen entre un 40% y un 60% más de vitaminas y minerales que los productos convencionales, un contenido en nutrientes muy superior y un menor porcentaje de agua, por lo que se consideran muy beneficiosos como barreras naturales contra la mayoría de las enfermedades. Por otro lado, se conservan mejor que los alimentos tradicionales, por lo que se pueden tener almacenados por más tiempo.

Con todas estas ventajas, es normal que se asuma ese precio de más que suelen llevar sobre los alimentos convencionales y que es el único factor en contra que podemos encontrar, aunque con el aumento de la demanda, también se está viviendo una disminución progresiva en estos precios. Además, con la posibilidad que ofrece la venta a través de internet, como es el caso de Centro Natural, también se contribuye de manera notable a esta reducción.

¿Quieres recibir artículos como este en tu buzón de correo?

¿Tienes alguna sugerencia? ¿estás interesado y quieres saber algo de un tema en particular?

¿Te gustaría ser el primero en recibir las ofertas y descuentos en nuestros productos?

Si es así, suscríbete a nuestra newsletter

Y comienza a disfrutar ya, con un descuento del 5 % en tu primera compra

Rellene el siguiente formulario de contacto

He leído y acepto la Politica de privacidad.

Si no deseas recibir más nuestro correo puedes anular tu suscripción en cualquier momento